Por Siempre Joan Sebastian. Crítica final

Las pasiones de un guerrerense

Con la serie Por Siempre Joan Sebastian, Televisa incursionó por primera vez en el territorio de las series biográficas para complementar los contenidos de su plataforma Blim.

El género tiene tiempo funcionado en otros países como Colombia pero en México no se había explorado hasta que Sony, Disney y TV Azteca anunciaron que producirían Hasta Que Te Conocí sobre la vida del cantautor Juan Gabriel. Parece que Televisa no se quiso quedar atrás y al poco tiempo anunció la realización de su primera bioserie teniendo como figura central a Joan Sebastian quien falleciera en 2015.

En menos de 20 capítulos conocimos la historia de José Manuel Figueroa padre, desde su infancia en Juliantla, Guerrero hasta su fallecimiento a consecuencia del cáncer.

Los escritores se tomaron licencias literarias como el cambio de nombres de ciertos personajes y finalmente el público en general no podrá saber qué fue real y qué fue inventado a menos que se ponga a investigar.

En el reparto vimos caras nuevas en Televisa como Martín Altomaro y Alejandra Ambrosi además de excelentes actuaciones de Arcelia Ramírez, Viviana Serna y los hermanos Figueroa.

Lamentablemente la serie se convirtió en el hazmerreír en medios y redes sociales cuando se detectaron numerosos errores anacrónicos que demeritaron la calidad total. Se perdonan uno que otro error, pero aquí abundaron.

La calidad del guion tuvo altibajos y en ocasiones parecía que estabamos viendo cualquiera de los unitarios vespertinos. En una escena, el doctor les advierte a la familia y amigos que deben estar preparados y el personaje de Miguel Ángel Biaggio pregunta “¿Y eso qué significa?”. ¿Está tonto o qué?

La serie tuvo buen ritmo pero en la recta final ya no había más que contar que el sufrimiento del artista por su enfermedad. La trágica agonía ocupó bastante tiempo. Entradas y salidas del hospital, jaripeos, discusiones con los hijos y de vuelta a lo mismo.

El cierre de la serie sí fue bastante emotivo cuando el cantante se empecina en bailar el vals de XV años con su hija Marcela (Frida Ximena) y en medio de la pista da su último respiro.

Queda Por Siempre Joan Sebastian como un ejercicio de realización, como calentamiento para que los equipos se vayan afinando y como un muy tibio retorno de Carla Estrada a la producción.

Disfruta todos nuestros artículos sobre Joan Sebastian dando click en la siguiente imagen:
por-siempre-juan-sebastian-ndk2-compressor

Te recomendamos...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *