El villano gay que usa la lengua para seducir

rastros de mentiras felix khoury sonriendo

El villano gay que usa la boca para seducir

Nunca se le escapa una. Su ágil mente siempre encuentra rápidamente el comentario preciso en el momento adecuado. Sus ocurrencias surgen de cualquier detalle. No se anda con medias tintas. Lo que dice o causa gracia o te hace enojar. Te puede halagar de la forma más dulce, hacer reír a carcajadas o destrozar con su lengua viperina. Todos tenemos un amigo así. Un amigo al que se le facilita “perrear” al prójimo. Este singular perfil que usualmente aparece en las telenovelas como elemento de soporte, fue seleccionado por el autor Walcyr Carrasco para ser el villano principal de su historia Rastros de Mentiras.

Así entra en escena el personaje de Félix Khoury interpretado por el actor Mateus Solano. Cansado de ser el segundo en todo, de ser el soporte mientras el resto de su familia son protagonistas, Félix siente resentimiento porque nunca pudo ser la estrella de la familia. El reflector siempre estuvo en su media hermana Paloma (Paola Oliveira), la mujer que en su juventud tuvo una aventura hippie de la que nació una hija y después se convirtió en doctora.

Un giro adicional a este villano parlanchín es su condición homosexual. Félix creció sintiendo vergüenza y reprimiendo sus instintos naturales para no defraudar a su padre machista de ascendencia libanesa. Víctima del bullying, Félix pasó toda su adolescencia pretendiendo crear una imagen varonil a pesar de que todos a su alrededor notaban su amaneramiento.

Para “solucionar el problema” de Félix, su padre le pagó a una prostituta para que lo enamorara, y la treta funcionó. Edith (Bárbara Paz) se le fue metiendo poco a poco entre los ojos al joven inseguro y hasta logró llevarlo a la cama. El haber podido tener relaciones sexuales con una mujer le dio a Félix tanta confianza en sí mismo que hasta se sintió capaz de poder formar una familia. Félix y Edith se casaron y tuvieron un hijo, sin embargo su atracción por los hombres no paró ahí.

Cuando Paloma tuvo a su hija en el baño de un bar, Félix llegó para “auxiliarla” pero al encontrarla desmayada, recordó que la bebé podría ser un obstáculo para recibir su parte de la herencia y decidió llevársela y dejarla abandonada en un contenedor de basura.

Los años pasaron y la naturaleza de Félix lo llevó a buscar discretas aventuras con otros hombres, hasta que el reencuentro con uno de sus amigos íntimos tuvo escandalosas consecuencias. Su esposa Edith descubrió la infidelidad y durante una cena familiar gritó a los cuatro vientos que Félix era gay y mostró unas fotos comprometedoras como evidencia.

El imprevisto destape de Félix estuvo acompañado de muestras de apoyo por parte de la mayoría de los miembros de su familia quienes siempre sospecharon su homosexualidad. Hasta su hijo, con quien peleaba un día sí y otro también, lo abrazó para darle consuelo en una emotiva escena. Sin embargo su mayor opositor siguió siendo su propio padre quien duramente le dijo que no lo consideraba “hombre” y le exigió que buscara una mujer para continuar guardando las apariencias. Además amenazó con dejarlo en la calle y le cerró el camino a la presidencia de la empresa familiar.

A través de sus malévolos planes Félix Khoury debe al mismo tiempo enfrentar la homofobia y hacer todo lo posible para asegurar su futuro económico.
El villano gay que usa la lengua para seducir
Lo que mueve a los villanos de las telenovelas es uno más de los clichés propios del formato. Controlar una empresa, heredar una fortuna, salir de la pobreza o simplemente poseer enfermizamente al ser que aman, son objetivos comunes de estos seres del mal. La forma en que los malos urden intrigas para llevar a cabos sus planes es uno de los principales elementos que genera interés y engancha al público de las telenovelas.

Félix seduce al público con frases ocurrentes como “mi dulce”, “por los clavos de Cristo”, “será que sale la Santa Cena” que se han vuelto populares entre los fanáticos de la telenovela y pueden seguirse en Twitter con el hashtag #FelixDice.

Félix Khoury de Rastros de Mentiras destaca como uno de los perfiles de villano más originales de los últimos tiempos. El secreto de su orientación sexual ya quedó al descubierto, ahora él tendrá que descubrir los inmorales secretos de su padre y de su esposa.

Te recomendamos...

7 Comentarios

  1. Adm Ángel dice:

    Excelentemente bien construido, bien actuado, en una trama muy original como “Rastros de Mentiras”.

    Mientras en México nos atosigamos con los antagónicos clichés de la mayoría de nuestras telenovelas, Félix nos hace gracia con sus ocurrencias, engancha al espectador, su trama lo pone en una situación bipolar, nadie sabe si sentir pena por él o gozar el sufrimiento por el mal que ha hecho en el pasado y que sigue haciendo.

    Es uno de los personajes mejor construidos.

  2. Edson dice:

    Sin duda alguna, Felix es el mejor actor antagónico internacional en lo que va del año. Que fresco, que lucidor, que manera de hablar, como un verdadero amanerado, esta regio el sujeto. Se da a odiar claro, pero a la vez te simpatiza su carisma y comentarios.

    Su personaje gira muchos entornos a ser de los favoritos de la trama. Se casa con Edith y esa mujer toda finura que antes vimos, tuvo su pasado oscuro y para colmo es así. El padre de éste creo yo que no quiere a Felix, probablemente porque no sea su hijo, sino un bastardo de Pilar (Susana Vieira). Entiendo al personaje porque sufrió por falta de cariño del padre, le hicieron daño a fuera, luego lo que cuentas y todo esto lo hizo por su impulso, es humano, pero lo que hace es como un verdadero villano sagaz.

    En si pienso que Felix fue la mejor obra de Walcyr Carrasco, ya que vamos a ser francos, en lugar de Felix iba ir una mujer al comienzo de esta novela y pensaban en Claudia Raia, cosa que diluyo en dos términos: Claudia se encontraba en “Salve Jorge” y no podían quemarla en “Amor à Vida” y al escritor se le ocurrió mejor ponerlo en un hombre con esas matices que me demuestra Felix.

    • Rosario Elizabeth Macías Zapata dice:

      Si es su hijo… Hay peor castigo que tener un padre como César Khoury??? Por los clavos de Cristo!!! XD

  3. violeta dice:

    LA MEJOR NOVELA QUE HE VISTO HASTA HOY, BUENÍSIMA LA ELECCIÓN DE TODOS SUS PERSONAJES, ACTUACIÓN DE PRIMERÍSIMA CALIDAD, ES UNA NOVELA QUE TOCA EL LADO REAL HUMANO Y MIS RESPETOS PARA TODOS LOS ACTORES, PERO LA ACTUACIÓN DE FÉLIX, QUE BARBARO NO TIENE COMPARACIÓN, EXCELENTE, , ÚNICO, NOS HIZO AMARLO Y VIVIMOS CADA UNO DE SUS MOMENTOS DE SUFRIR COMO PROPIOS, ASÍ COMO NOS DIVERTIMOS Y APRENDIMOS MUCHO DE SUS DIÁLOGOS. GRACIAS POR SABER TRANSMITIR TODAS ESAS EMOCIONES, PORQUE ESE ES UN EXCELENTE ACTOR EL QUE TRANSMITE. GRACIAS.

  4. Rosario Elizabeth Macías Zapata dice:

    De acuerdisimo, Félix es un personaje que seduce´e impacta, hace cosas indebidas, pero en cierto grado, se puede comprender su manera de ser, el bullying en la escuela, el propio maltrato en su hogar por su padre y la sobreprotección de la madre. El mejor personaje que jamás haya visto, tenía que ser de los Brasileños!!! Enhorabuena!!! XD

  5. Elva Estrada dice:

    Rastros de mentiras me parece una estupenda telenovela,con temas muy reales, los actores muy bien, pero tengo que confesar que a mi me cautivó el personaje de Félix , extraordinariamente actuado y para mi gustó muy personal opaco a los protagónicos,me hizo enojarme,llorar, reír, en fin hasta ternura con ese beso que le dio a Nico y transmitió amor verdadero entre ellos y el final, bueno no paró de llorar felicidades y toda mi admiración para el actor MATEUS SOLANO

  6. maricela martinez dice:

    todos los personajes de la telenovela son espectacularmente actuados, pero el felix es encantador, maravilloso y MUY GUAPO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.