Lo bueno y lo malo de Caer en Tentación en opinión de Ángel Adm

caer en tentacion beso raquel y santiago silvia navarro carlos ferro

Introducción

Este domingo finalizó Caer en Tentación, la telenovela más importante de Televisa en años, y que así como lo dije con Las Malcriadas bien puede estar postulada en ese rubro de telenovelas a las que el tiempo les agregue mucho mayor valor y sea considerada un clásico.

Protagonizada por los talentosos actores Silvia Navarro, Carlos Ferro, Gabriel Soto y Adriana Louvier, en 102 capítulos no dejó de desbordar pasión, realismo, suspenso, acción y misterio. Tal como lo mencioné ya varias veces, es de esas pocas producciones dignas de una calificación como el 10, porque más allá de lo banal que se pudiera comparar con otras producciones de la empresa Televisa, nos enseñaron a jugar con los personajes sin caer en los esperpentos. Bien por Giselle González la cual a mi criterio es la que superó a Carla Estrada y Rosy Ocampo como la mejor productora de telenovelas en Televisa.

Contexto

Con un proyecto muy por debajo del agua y sin una publicidad tan enorme como La Candidata, Giselle González trajo Caer en Tentación, una historia que pudo enfrentar diversos obstáculos, por ejemplo, una lucha contra Las Malcriadas, la cual pensé, daría una guerra como en su tiempo la dio Rosario Tijeras. Además en su semana de estreno ambas historias se vieron marcadas con el terrible terremoto que sacudió a México aquel 19 de septiembre. Todo parecía que la telenovela se iría al fango y la verdad es que no.

Caer en Tentación se convirtió en uno de los proyectos más ambiciosos de Televisa y se quedó con muchos fans que deseaban un romance proyectado en la televisión y a otros que les urgía ver algo completamente diferente. Esa fue la combinación de público que logró captar Caer en Tentación a lo largo de los 102 capítulos.

Cito el comentario que ha destacado el crítico Álvaro Cueva1 a lo largo de la transmisión, hablamos de la primera telenovela de cámara. ¿Qué es esto? Un juego de producción dónde las expresiones tienen un papel primordial. ¿Se han dado cuenta de escenas dónde el silencio puede predominar varios momentos? Ese es el juego de la cámara, además de resaltar más de cerca las expresiones faciales del actor, lo que intentan transformar para el personaje. Es acercar más al público con los roles de los actores, sentirse dentro de la trama.

Así como en su tiempo presumían a diestra y siniestra que Antes Muerta que Lichita fue la primera en usar la tecnología 4K, Caer en Tentación marca un antes y un después con ser “telenovela de cámara”.

La sinopsis ya la remarqué varias veces, sintetizando, nos habla de un crimen, dos personas engañadas que se unen dentro de la tremenda depresión y tienen que luchar para salir adelante.

La empresa realmente se siente orgullosa de haber tenido un proyecto como Caer en Tentación. ¿Cómo sé eso? No es algo que me haya sacado de la manga. Los periodistas que no están al hilo y dependencia del rating fácil tienen una expresión más notoria entre la presunción y el rescate de lo moderno cuando hablan de esta telenovela. No es la primera vez pues ya ha sucedido eso con otras historias como Para Volver a Amar, Yo No Creo en los Hombres y La Candidata, las tres también de Giselle González, quien parece ser la consentida de la prensa de opinión de espectáculos y telenovelera.

Quien conoce a Giselle González como productora, sabe que es una mujer que le gusta hacer polémica. Sus desenlaces hablan por sí mismos y el caso de Caer en Tentación lo hizo. Se ha vuelto un fenómeno a discutir entre las redes sociales, si fue bueno, si fue malo, si hay desenlaces alternativos, además del disgusto o conformidad del descubrimiento del asesino perfectamente escondido durante toda una trama en la que el tiempo también jugó como un personaje, pues sin él, no existiría el pasado y el presente que nos mostraron a lo largo de la transmisión. Prácticamente dos telenovelas en una.

El final dominical que sí parecía final

Cuando uno ve un típico final dominical de Televisa, lo primero que se viene a la mente es relleno, escenas que explican una y otra vez lo que pasa, circo, maroma y teatro, etc. El caso de Caer en Tentación fue la excepción. En dos horas se mostró exactamente el final de la telenovela, realmente sí lo ameritaba.

La tensión no paró en ningún minuto más que en la última media hora que sirvió para cerrar tramas, castigar villanos y mostrar reflexiones. Una cátedra de actuación ejemplar nos dio el cuadro de actores. De verdad, ya muy pocas telenovelas mexicanas logran algo así.

Y cuando todo parecía extrema felicidad con los hermosos incidentales de Jordi Bachbush, aparece el verdadero asesino al que encubrió Damián Becker (Gabriel Soto) toda la semana, que fue nada más ni nada menos que la protagonista Raquel Cohen (Silvia Navarro), perfectamente justificada con el trastorno que tenía y queda en la disyuntiva e imaginación del público lo que pase con ella. Unos piensan que se suicidó con esa marea alta, otros deducen que lo volverá a olvidar y empezará de nuevo. Lo que es realidad es cuando el personaje queda en medio de una ola, la productora Giselle González se atrevió a hacer arte, porque es más que nada un simbolismo, no precisamente la protagonista muere.

La escena final de verdad justifica que Caer en Tentación resalta la inteligencia del público que la siguió en todos sus capítulos y que además comprende el arte. El simbolismo de quedar atorada en medio de una ola con un llanto amargo a flor de piel, es que ella vivirá eternamente con remordimientos, no será feliz o por ende, si queda debajo de la misma marea, complacería a aquellos que desean ver al “mal” castigado. En sí, también podemos deducir tal como expliqué, que ella puede volver a vivir siempre y cuando su cabeza juegue con sus lagunas mentales y lo olvide, sin embargo, esa sombra tremenda será su verdugo no constantemente pero sí en lapsos.

Y aunque fue un final tan trágico como el de Las Malcriadas, lo que lo diferencia es la manera en cómo sí se lograron cerrar tramas y lo inesperado que fue en plena Televisa, que si bien ya ha tenido desenlaces distintos como los de Mujeres de Negro, La Candidata y El Vuelo de la Victoria, este sigue marcando una diferencia exacta con el resto, por lo que es digno de pasar a la posterioridad.

Debates, psicología y controversia social

Tal como lo dije en la crítica final de La Candidata, Leonardo Bechini es el Gilberto Braga argentino para México, en especial al que construía las grandes telenovelas brasileñas desde los 80 hasta principios de los 2000. Junto con Óscar Tabernise adaptaron Amar Después de Amar y la hicieron muy suya, tomando más que nada al original como una base. Nuevamente nos colocaron dentro de una balanza entre lo correcto y lo incorrecto.

Además de colocar esa paradoja de lo correcto-incorrecto, nos deleitó con un thriller que mantuvo especulando a más de uno por tiempo: “¿Quién mató a Carolina?”. Si pensaban que la trama del pasado estaba nada más de adorno, sirvió perfectamente para armonizar el toque de thriller para desmentir teorías, revelar verdades y reconocer quien sí sabía o no de la infidelidad de los personajes de Adriana Louvier y Gabriel Soto, quienes quedaron como los antihéroes de la telenovela.

La perfecta estructura de las personalidades de los personajes realmente fue un regalo hermoso por parte de los autores originales y de los gloriosos adaptadores Bechini y Tabernise. Uno puede sentir los arranques a flor de piel de Raquel Cohen (Silvia Navarro), así les haya pasado al público o no. Existe una identificación de los hombres con pocas relaciones, una cultura limitada y una violencia de arranque con Santiago Alvarado (Carlos Ferro). ¿Qué decir de las tentaciones que pueden desarmonizar a una persona seria como en los casos de Carolina (Adriana Louvier) y Damián (Gabriel Soto)? Sólo pónganse un minuto en los zapatos de cada uno de estos cuatro personajes y entenderán.

Silvia Navarro no se ganó mi admiración en La Candidata pero en Caer en Tentación lo logró. Muchos no captaron en sí a Raquel Cohen y el estilo de actuar de la actriz. La simpatía de la Raquel del pasado contrastaba con la del presente en efecto, por la profundidad de una infidelidad y es que también hay que entender algo, Navarro dio vida a una enferma mental. Los diálogos y las situaciones quedaron planteadas enormemente con escenas perfectamente delineadas. Una mujer simpática y extrovertida que a la vez podría ser considerada como manipuladora y obsesiva. Se encontraba con una dualidad tremenda que usaba una especie de disfraz, que era una personalidad divertida y alegre para esconder sus más horrendos miedos e inseguridades. Si esto no es suficiente ya no sé qué más. Tanto los escritores, los directores de cámaras, de escena, la productora y la actriz lograron crear a Raquel Cohen. No fue una invención al vapor, es un centro de estudios tal como lo llegué a hablar de Catalina Basurto (Rebecca Jones) en Las Malcriadas. Analícenla bien y verán que es un personaje completamente complejo, sino es que el de mayor complejidad de toda la telenovela. Además, Navarro es de las pocas actrices que logran transformar verdaderamente su rostro para cada situación.

Y algo así es el personaje de Carlos Ferro, con sus expresiones faciales, realmente sabíamos si estaba mintiendo, enamorado, odiando, amando… y es que aquí como el caso de Raquel Cohen, el papel de Santiago Alvarado fue creado de una forma espectacular. El héroe de era contemporánea y por supuesto su carácter impulsivo-débil se puede también analizar psicológicamente. Un hombre que con una cultura limitada estaba casado con una mujer que vivía la misma circunstancia que él, una vida monótona, sumergido en prejuicios, limitaciones mentales y modernas, quien al conocer a una mujer opuesta a él y a todo lo que ha conocido, es dónde empieza a convertirse en un mejor ser humano.

Hay mucha confusión en que si la relación de Damián y Carolina era pura calentura o un amor trascendental formado desde lo más recóndito, aberrante y prohibido. El grave problema ante esta situación fue el silencio, la cobardía, el miedo a lo nuevo. Mucha gente los odió porque su relación se formó desde lo impensable, vivieron casi como “Romeo y Julieta” y al final los dos mueren. Se observa un intento de Damián por acercarse nuevamente a Raquel y decir que “la amaba” pero todo era más que una forma de esconder sus sentimientos nuevamente, de sentir culpa ante lo que sentía y la escena final acierta la teoría, suicidarse ante la tumba de Carolina es transmitir ese sentimiento entre el karma y lo espiritual y quedarse a lado de la mujer a la que realmente amó con todos los obstáculos del mundo, incluso de la misma sociedad que siguió la telenovela hasta más allá de la muerte. Sólo una gran telenovela logra que yo pueda analizar psicológicamente los perfiles y describir el “¿Por qué?” a tantas líneas escritas por Bechini y Tabernise.

Lo bueno y lo malo de Caer en Tentación en opinión de Ángel Adm

Lo bueno

¡Bravo! Por Eric Morales y Juan Pablo Blanco, dos de los mejores directores de escena con los que puede contar Televisa. Ojalá así fueran el resto. Lograron crear que un cuarteto de protagonistas destacara con acertadas actuaciones.

¡Grandes villanos! Julieta Egurrola de verdad qué villanaza, aunque volvió a hacer una abuela roba nietos como en Mujeres de Negro, Miriam Becker se caracterizó por sus manías, por su forma de respirar venganza y maldad, por ser pervertida, por ser todo lo que una madre no debería de ser. Arath de la Torre con todo y sus vicios de actuación, hizo de Andrés Becker… ¡Suyo! No nos confundamos, es cierto, hay cuestiones que sí son complicadas ante años dónde hizo personajes cómicos, por lo que personajes malditos nunca le tocaron hasta esta vez y me toca defenderlo. Tal como a Ernesto Laguardia en Las Malcriadas a este personaje también lo terminé odiando y se convirtió en uno de los grandes antagonistas del recuerdo.

Respecto a las villanas, ¡Érika de la Rosa sensacional! Jugaron perfectamente con Ela Velden y Luz Ramos, como dos personajes obsesivos y dementes. En los primeros cuarenta capítulos se mostraban como en una especie de centro entre lo bueno y lo malo, en el resto de la historia se volvieron antagonistas en potencia y tremendamente odiadas.

¡Bravo a Julia Urbini, Germán Bracco, José Manuel Rincón, Andrea Guerrero, Pierre Louis y Francisco Pizaña! Un cuadro de actores jóvenes que jamás se cayó.

Anna Ciocchetti y Beatriz Moreno, dos grandes actrices en dos personajes a los que veía muy inferiores, cobraron tanta relevancia en la recta final que por lo tanto Azucena y Jovita quedaron como protagonistas de grandes escenas que adornaron la tensión de la historia.

Así nos podemos ir con personajes recurrentes que también se ganaron un rincón entre lo sorprendente tales como en el caso de Montserrat Marañón, Claudia Ríos, Luisa Rubino, Alicia Jaziz, Ignacio Tahhan, Dayrén Chávez y Arturo Carmona.

Me gustó el dúo dinámico entre Adalberto Parra y Luis Fernando Peña, atados entre la comicidad y el drama. Y ni hablar de la enorme versatilidad de Enoc Leaño, Carlos Valencia, Irineo Álvarez y Jorge Luis Vázquez.

Felicito enormemente a Armando Zafra y Luis Rodríguez como directores de cámaras tanto a Luis García y Alfredo Kassem en la fotografía, los cuatro fueron pioneros en tal como lo dijo Álvaro Cueva, en la “telenovela de cámara”. De verdad transmitir esas emociones por los actores a cargo de Morales y Blanco, no quedó en la nada con las cuestiones de producción. Comparo a Caer en Tentación con grandes películas de corte romántico y misterioso, así como incluso con otros géneros del entretenimiento televisivo, incluyendo el anime de corte shojo.

Sublime banda sonora, los temas musicales de Pablo Alborán mueven el alma y con sus incidentales Jordi Bachbush va que vuela para ser el sucesor de Jorge Avendaño.

¡Felicitaciones Giselle González! Haz hecho la telenovela más reflexiva de Televisa en mucho tiempo.

Lo bueno y lo malo de Caer en Tentación en opinión de Ángel Adm

Lo malo

Varios cierres de capítulo no tenían mucha gracia, explicación o potencia como en su tiempo lo hacía la escritora Aída Guajardo en Para Volver a Amar y Yo No Creo en los Hombres.

El problema del pasado y presente terminaba en ocasiones con un falso suspenso. Defiendo a la etapa del pasado, no estaba de adorno pero sí existieron incongruencias de trama. Llegaba el momento en que sentía que no estaba bien hilado con lo que se presentaba en la época actual.

¿Qué decir de esos errores de diálogo? Hay muchos dispersos en la telenovela y ni hablar del por qué muchos personajes se enteraban de las cosas sin explicación alguna. Asimismo se puede destacar esa falta de continuidad entre las tramas, quizá por censura no se explicó a más detalle el papel del abuso entre Miriam (Julieta Egurrola) y Damián (Gabriel Soto).

No tengo nada en contra de que al final el personaje de Fede (Germán Bracco) haya sido declarado gay pero bien se pudo manejar su tema con mucha más profundidad, tal parece que al final sólo fue un personaje que no distinguía bien su orientación sexual, le pudieron sacar más jugo y no. Al final termina con el que fue su ex novio y no con el personaje de Luz (Dayrén Chávez), cuando como público, percibíamos más cercanía con ella que con Iker.

¿En qué momento se conocieron convenientemente Mía (Ela Velden) y Sammy (Alejandro de Hoyos Parera)? ¿Por qué desaparecieron tan abruptamente la pareja de los swingers cuando pudieron aportar más a la trama? ¿Por qué Antonio (Irineo Álvarez) no lograba despegar su inteligencia para tener un caso mejor concentrado? Se veía muy tonto en ocasiones.

Incongruencias del thriller. ¿Por qué la pala tenía las huellas de Nacho (Adalberto Parra) si al final de cuentas no existía ninguna conexión del personaje con la misma? Jamás se explicó en la telenovela.

Lamentablemente la telenovela no se alejó del tema de moda: el narcotráfico y también llegó a ser tratado, y para colmo el “temible narcotraficante” tenía los diálogos más recitados de todo el elenco.

Conclusión

Terminó Caer en Tentación con un gran vacío, creo que todas las producciones de Giselle González se marchan dejando un sabor parecido. En lo personal, sentarme a ver el desenlace de alguna de sus historias sí me da miedo debido a que deja muy marcado al televidente. Tanto ella como el cuadro de escritores que ha manejado a lo largo de su carrera como productora han sensibilizado las pieles más exigentes y la vemos por ahí haciendo los proyectos más ambiciosos e innovadores de la empresa. Tal como Caer en Tentación se ha vuelto su obra maestra, en mi opinión, esperemos que la siguiente telenovela que salga con su nombre sea millones de veces mejor que esta, que sea un gran reto porque superarla sí va a ser difícil. Ahí le dejo la tarea por lo pronto a Por Amar Sin Ley.

Fuentes

:
1. Cueva, A. (2017). “Caer en Tentación”. El Pozo de los Deseos Reprimidos. http://www.milenio.com/firmas/alvaro_cueva_elpozodelosdeseosreprimidos/caer_en_tentacion-milenio_18_1038676149.html

Disfruta todos nuestros artículos sobre Caer en Tentación dando click en la siguiente imagen:
Lo bueno y lo malo de Caer en Tentación en opinión de Ángel Adm

Te recomendamos...

7 Comentarios

  1. Sofi dice:

    Que bueno que acabó esta sobrevalorada novela que Giselle ya se desaga de Bechini y regrese a Aída y que la Navarro ya deje de saturarnos con sus sobreactuaciones y pausas

  2. baccos dice:

    Coincido con tu critica salvo en un punto: el final de Fede, mas que dudas tenia problemas de aceptación con respecto a su orientación y eso se planteó desde que inició ese arco, quizas si le hubieran dado mas minutos en pantalla al personaje de Iker o un cameo en el final se habria cerrado mejor su trama, pero es que se notaba que Fede no disfrutaba estar con las chavas, ademas creo que habria sido un pesimo mensaje dejar al personaje como un exgay o como un enclosetado como el personaje de Alex Sirvent en Para Volver a Amar, creo que Fede tuvo un final digno sobre todo despues de su hermosa escena con Silvia. En cuanto al error de la pala, si fue tremendo error de continuidad pero creo que podria solucionarse si se da como verdadera la declaracion de Andres_ que la noche del accidente estuvo con Raquel solo asi se entiende que ella pudo haber llegado al lugar del accidente regresado a su casa en el carro de la empresa porque sino queda tambien como error la pista del video de la caseta de peaje donde se ve el auto de la empresa

  3. Gerry dice:

    la novela Caer en tentación, no tuvo apoyo de Televisa, sino Dioni Gonzalez que amiga y compañera de estudios de Giselle, en la Unam, como maneja las paginas de las estrellas y de espectaculos aprovecho para hacerle una promocion exagera tanto a la novela y la cansentida de Giselle…… la Navarro.. tanto que la Dioni estuvo en e capitulo final en la casa de Giselle y lo puedes ver en su twitter, y le dice su comandante en jefe…se puede decir, que la novela y la Navarro fue celebrada por amigos periodistas de Giselle, para Televisa fue un fracaso mas y Silvia, ni es de su interes, ya que le quito la exclusiva, solo Giselle es la que quiere darle un status y que gane el premio Tvynovelas a costa de opacar a louvier, que no salio en muchas escenas, y que libreto original de la novela argentina, fue cambiado para darle mas protagonismo a la Navarro, y no mostrar la esencia del personaje que era alcoholica y ludopata y por eso su esposo estaba decepcionada de ella y se enamoro de otra, sino la victima que siempre es en la novela la Navarro, una mujer con valores , digna y luchona , y locohona como ella actua en todas las novelas…no sabe actuar bien y siempre actua en lo un ico que sabe hacer…i criticas general en todas las redes sociales, fue la sobreactuacion y los gritos de la Navarro, Giselle no es mejor productora que Carla Estrada, pierden el horizonte, lo unico que como ser periodista, conto con el apoyo de otros periodistas de Farandula, algo que nunca tuvo la Estrada, la novela pasio sin pena y sin gloria…. un fracaso mas del horario estelar, tanto en Televisa y Univision, y Silvia mostro ser un actriz versatil, soolo que para parecer intensa gritonea y manotea mucho, es fria, y su voz en montona y bastante varonil ,,,,la Louvier es una actriz mas normal y le daria mas puntaje , Soto muy limitado, y el Ferro tiene futuro , Rubavi, Lupita martinez, la Icaza, y aurora Valle, ademas de Flor Rubio son grandes amigos de Giselle, que siempre tergiversaron la informacion y nunca aceptaron que la novela es un gran fracaso, con uno de los promedios mas bajo del horario estelar y por mucho alarde que hagan,,,, para los ejecutivos es fracaso y Silvia ya no esta en su nomina, y sino es Giselle ,que tiene locura con ella, dudo, que otro productor lo haga , de mi te acordaras

    • Sofi dice:

      SI LA NAVARRO SIEMPRE ACTUANDO IGUAL CON SUS GRITOS Y PAUSAS PERO COMO LA SOBREVALORAN COMO EN SU TIEMPO A LA ADELA Y SUS VIRGENCITAS VIOLADAS Y LLORONAS AHORA RESULTA QUE SILVIA ES LA MEJOR ACTRIZ DE MEXICO JAJAJAJA NI ELLOS SE LA CREEN, LO QUE SON LOS FAVORITISMOS ESTO APESTA A FRAUDE EN LOS PREMIOS SOLO ESPERO Y NO GANE PORQUE NO LO MERECE ADRIANA ES MUCHO MAS ACTRIZ Y LUCE MEJOR QUE ELLA QUE YA DIO EL VIEJAZO Y ESO QUE EN LA NANA ANA SE MIRABA SEXY DE POLEDANCER PERO YA EN LA FLOPDIDATA DIO TREMENDO VIEJAZO

  4. Es bien chimbo leer comentarios despectivos de la que es la mejor telenovela de Televisa en los últimos años, me parece tan superficial que se traiga acá el debate del TV Y NOVELAS cuando eso no tiene punto en este tema. La verdad con esta telenovela se acaban muchos estigmas sobre los actores de televisión en especial de telenovelas. Silvia Navarro brindó una actuación espléndida, matizada, variada, reías con ella, llorabas con ella. Fueron muchas las emociones.

    Esto no fue un fracaso para Televisa tal vez en ventas porque no noto el mismo nivel de exportación que en producciones de Carla Estrada o Salvador Mejía; sin embargo esto es una joya de la televisión y el tiempo dará la razón.

    Como comentario final, lo único que no entiendo es porque ustedes insisten en Aida Guajardo, creo que es una muy buena guionista pero un productor nunca debería casarse con un solo escritor. Creo que Bechini también es muy bueno, y a veces también es cuestión de estilos. Seguro la Sra. González para esta etapa de su carrera requiere un autor más del estilo de Leonardo Bechini.

    Repito, muy buena publicación, excelente novela con una prota fantástica, perfecta es poco.

    Saludos desde Venezuela.

  5. Sofi dice:

    Me nutre que no haya ganado el tvynovelas ARDAN LOS QUE SOBREVALORAN LAS SOBREACTUACIONES Y PAUSAS DE ESTA GRITONA

  6. Antony dice:

    PORQUERIA SOBREVALORADA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.