El Premio Mayor no asegura Salud, Dinero y Amor

el premio mayor huicho rebecca carlos bonavides laura leon

Comedia melodramática con secuela

Emilio Larrosa es un productor admirado por muchos, pero también, criticado por muchos otros. Sin embargo, de algo podemos estar seguros, y es que sus producciones siempre dan de qué hablar.

En esta ocasión, recordaremos que fue él quien llevó por primera vez a la pantalla una historia que empezó como melodrama pero que derivó en una comedia urbana. Además, en su afán de seguir explotando el género, creó una secuela cuando esto no era usual en la televisión mexicana. Anteriormente, Luis de Llano lo había hecho con Alcanzar una Estrella en 1990 y Alcanzar una Estrella II en 1991 y Carla Estrada con De Frente al Sol en 1992 y Más Allá del Puente en 1993.

El Premio Mayor llegó en 1995 en un momento donde abundaba el melodrama tradicional, dentro del cual se llegaban a integrar elementos de comedia, pero sin perder la solemnidad acostumbrada para la época, por lo que la historia ideada por el propio Larrosa y con libretos de Alejandro Pohlenz y Verónica Suárez, marcó un precedente en la industria de la televisión.

Personajes populares, la clave del éxito.

Si algo caracteriza las producciones de Emilio Larrosa son sus personajes inspirados en elementos populares. En esta ocasión, esto quedó reflejado en la familia del inolvidable Huicho Domínguez (Carlos Bonavides), un hombre de origen humilde, machista, mal educado y mujeriego. Él vive con su familia integrada por su esposa Rebeca (Laura León), sus hijos Pepe (Yaxkin Santalucía) y Quique (Diego Luna). Con los Domínguez también vive Rosario (Sasha Sokol), una joven que se ha criado con ellos, aunque constantemente es atacada por Huicho.

Huicho tiene un hijo mayor que se llama Luis Gerardo (Sergio Sendel), producto de una relación fugaz que tuvo con Tracy (Irina Areu) en Acapulco. Luis Gerardo se dedica al boxeo y trabaja con Esteban (José Ángel García), un hombre que se dedica a hacer negocios turbios.

Dentro de la historia también tenemos a los ricos, empezando por el refinado Lorenzo Domensain (Marcelo Buquet), quien vive una aparente vida perfecta con su esposa Antonia (Lorena Herrera). Lorenzo tiene dos hermanos: Jorge (Sergio Goyri) un periodista atormentado por la muerte de su esposa y Sergio (Claudio Báez), un hombre de negocios aparentemente correcto.

Huicho tiene un golpe de suerte y se gana el premio mayor de la lotería. Eso lo hace cambiar su entorno y de vivir en un humilde departamento de una unidad habitacional pasará a vivir en una excéntrica mansión. Sus nuevos vecinos son nada más y nada menos que los Domensain.

Al volverse millonario de la noche a la mañana, Huicho empieza a hacer cosas que rayan en lo grotesco, sin embargo, el tener a un personaje tan del pueblo como el nuevo rico Huicho gustó al público. Así, lo que en un principio parecía un personaje de soporte, con el tiempo fue cobrando relevancia al grado de desplazar a Sasha y Goyri. La pareja protagónica renunció a la novela, y después lo haría Lorena Herrera pues su personaje antagónico se fue diluyendo.

Gracias a Huicho, Carlos Bonavides empezó a adquirir una popularidad que hasta antes no había conseguido. Con el ascenso de su personaje al plano estelar, fueron apareciendo otros que complementaron las picardías del singular Huicho. Así aparecieron Consuelo (Martha Julia), una mujer movida por el interés y Karla Gretta (Mónica Dossetti), una mujer adinerada que realmente se enamora de Huicho.

A través de una serie de situaciones -algunas fársicas- la historia fue ganando más y más fuerza.  De repente aparece una nueva hija no reconocida de Huicho llamada Concepción (Elsa Navarrete) y Rosario y Jorge mueren. Estos sucesos lejos de afectar la trama la levantaron, al grado que se cambió de horario, pasando de las 6:30 a las 8 de la noche. A partir de esta historia, Televisa dio una mayor proyección a la comedia dentro de las telenovelas.

salud dinero y amor estrella jorge miguel huicho itati cantoral eduardo santamarina carlos bonavides

Salud, Dinero y Amor, una secuela innecesaria

Dos años después, Larrosa intentó repetir la fórmula y creó Salud, Dinero y Amor, una secuela que lejos de refrendar el éxito de El Premio Mayor, echó a perder todo lo conseguido. En un principio se generó expectación por ver las nuevas aventuras de Huicho, mismas que llegaron en el horario estelar, pero con el paso del tiempo la telenovela sufrió varias modificaciones en su horario de transmisión.

Para esta segunda parte, tenemos a un Huicho con una fortuna mayor y casado con Consuelo. Ellos viven una lujosa vida en su mansión, junto con la madre de Huicho, doña Anita (Leonor Llausas) y Quique (en esta historia interpretado por Óscar Vallejo).

Esta telenovela marcó el debut protagónico de Itatí Cantoral en el papel de Estrella, una joven soñadora que es maltratada por su madre “La Condesa(Maribel Fernández La Pelangocha»), quien a su vez resulta ser media hermana de Huicho. La circunstancia del maltrato de Estrella era similar a la de Rosario. El protagonista masculino era Eduardo Santamarina interpretando al doctor Jorge Miguel.

En Salud, Dinero y Amor se contó con nuevos villanos como el doctor Damián (Sergio Klainer) y El Tacubayo (Héctor Suárez Gomís), quienes cada uno por su lado tenían cuentas pendientes con el excéntrico millonario. No obstante el éxito de la figura de Huicho, en esta ocasión se le dio mayor peso a la historia de amor de Estrella y Jorge Miguel.

Esta secuela fue más que nada una serie de enredos que fueron creciendo hasta convertirse en una maraña que no se pudo sostener más, dejando claro que como se dice comúnmente, segundas partes nunca son buenas.

El Premio Mayor y Salud, Dinero y Amor se encuentran disponibles en Blim

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.