Corona de Lágrimas 2. Crítica de la semana de estreno

corona de lagrimas 2 logo grande

Labor de amor

Como una labor de amor se podría describir la producción de Corona de Lágrimas 2 a 10 años de haberse estrenado su primera parte. Fue un gran esfuerzo del productor, escritores y elenco para coordinarse de nuevo y ofrecernos la continuación de la triste vida de la familia Chavero. La nueva historia también es producida por José Alberto Castro y fue escrita por Jesús Calzada, Janely E. Lee, Roberto Castro y Gabriela Martínez del Río (Gaby Ruffo).

En la primera parte Refugio Chavero (Victoria Ruffo) sufría por los problemas de sus tres hijos: Patricio (Alejandro Nones) quien se avergonzaba de ella y la hacía pasar por su nana; Mundo (José María Torre Hütt) quien se metía en problemas con la justicia; y Nachito (Mane de la Parra) quien peleaba para conseguir dinero. Además, Rómulo Ancira (Ernesto Laguardia), el suegro de Patricio, no perdía oportunidad para humillarlos.

Ahora en la continuación, Refugio queda viuda y la inminente salida de la cárcel de Rómulo Ancira amenaza el futuro de todos los Chavero.

corona de lagrimas 2 nachito mane de la parra petita lara campos refugio victoria ruffo

¿Qué ha pasado con los Chavero en 10 años?

Refugio se casó con el juez Julián Corona (Pedro Moreno) pero enviudó en el arranque de la historia. Julián estaba divorciado de Diana (Sharis Cid) y tenía dos hijos: Renato (Sebastián Poza) y Rebeca (Claudia Zepeda). Diana está ahora casada con el político bajacaliforniano Lázaro (René Strickler).

Patricio vive con su hija Esperanza (Lara Campos) en casa de Refugio. Su interés amoroso está en la maestra de ballet Fernanda (Ana Belena). Su exesposa Olga (Geraldine Bazán) vive en España con su madre Mercedes (Lola Merino) quien le suplica a esta que le lleve a su nieta.

Mundo y Lucero (África Zavala) continúan juntos pero viven sumidos en la tristeza por el hijo que perdieron durante una balacera. Nachito llora por los rincones cada vez que se acuerda de Chelito (Cassandra Sánchez Navarro) quien terminó su relación hace tiempo y ya no aparece en la telenovela.

Rómulo Ancira se convirtió en uno de los más poderosos reos en la cárcel y mueve sus influencias para someter su proceso a revisión.

Lo bueno

  • Casi todo el elenco original coincidió en esta nueva entrega. Solo el papel de Olga fue cambiado y ahora es interpretado por una impecable Geraldine Bazán.
  • La adición de Humberto Elizondo, Ana Belena, Lara Campos y Moisés Arizmendi al elenco
  • Es una telenovela modesta sin pretensiones.
  • Buen trabajo de caracterización. Los personajes lucen casi igual que hace 10 años o con una evolución adecuada.
  • Buenas locaciones
  • Interesante musicalización

Lo malo

  • En los primeros cinco capítulos no encontramos alguna intriga atrapante. El único riesgo que tienen los personajes es sobre lo que Rómulo pueda hacerles al salir de la cárcel.
  • Es lenta. En toda la semana Rómulo estuvo maquinando maldades en prisión; en toda la semana Refugio se quedó con la incógnita sobre lo que ocurrió a Julián; en toda la semana Nachito estuvo desconsolado por su desamor; en toda la semana Olga estuvo entre el sí o no con su hija; y también en toda la semana Mercedes estuvo con una enfermedad que no termina de matarla.
  • Tiene muchos temas en común con la franquicia Vencer: Refugio tiene que vencer la ausencia de Julián; Edmundo tiene que vencer el pasado por la muerte de su bebé; Nacho tiene que vencer el desamor de Chelito; y Patricio tiene que vencer el miedo de que su hija se vuelva como los Ancira.
  • Floja dirección de escena de Juan Carlos Muñoz y Fez Noriega en los actores con menos capacidad histriónica.
  • Es muy políticamente correcta. Nadie confronta a nadie. No hubo enfrentamiento entre Lázaro/Diana con Refugio por la casa. Ni Julieta (Maribel Guardia) ni Lucero encararon a Mundo por andar apostando. Ni Íñigo (Carlos Velasco) reaccionó al presenciar el desequilibrio mental de Olga.
  • El perfil del personaje de Lázaro es tan antipático que -por más que digan que hay familias así- resulta inverosímil que Diana y sus hijos estén con él. A diferencia de Rómulo quien pronuncia frases inteligentes, Lázaro no tuvo ni un parlamento ameno en toda la semana.
  • La actitud pusilánime de Diana ante su esposo y sus hijos no tiene justificación alguna.
  • La subtrama del misterio de la muerte de Julián resulta muy básica. Un día Refugio viaja a Ensenada a buscarlo y al siguiente regresa con sus cenizas.

Calificación inicial: 7

Disfruta todos nuestros artículos sobre Corona de Lágrimas 2 dando clic en su logo:
corona de lagrimas 2 logo chico

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.